Luna caliente

Luna caliente

Novel·la , 1983

Página 12

En 1977, tras estudiar ocho años en Francia, Ramiro regresa al Chaco, su tierra natal. Tiene, naturalmente, un aura de triunfo y prestigio. Sin embargo, los planes más ajustados y precisos pueden desbaratarse en un instante. O en una noche, como Ramiro descubre cenando con unos amigos de sus padres, hechizado por la hija del dueño de casa. Una joven, una niña de apenas trece años. Entonces el hombre que traía los honores de la formación europea queda a merced de su propio deseo incontrolable, acentuado por el calor de la zona.

"Pero no sólo es el ambiente regional, y mucho menos son aquellos territorios que vivió desde la infancia, los fundamentos de su obra, pues lo esencial para el autor de El cielo con las manos y de Vidas ejemplares es el recuerdo torturado y a la vez irónico en que recrea la funesta realidad de sus personajes. Luna caliente cuenta una historia amarga y brutal; una historia que debía ser triste. No obstante, Mempo Giardinelli conoce cómo desvanecer la amargura, quizás porque el destierro le ha enseñado a soportar eso y aún más; tal vez por el arte, el gran artista que hay en él, le hace transformar las cosas adoloridas en una literatura hondamente creadora de optimista resignación". Juan Rulfo, México D.F., Noviembre de 1983.